¿Cómo y cuándo estirar?

¿Cuántas veces te has ido sin estirar después de entrenar? Y si estiras, ¿cuánto tiempo lo haces? ¿Trabajas la flexibilidad en tu entrenamiento? Mucha gente trabaja la fuerza, la resistencia pero no trabaja la flexibilidad, ¿por qué? Si es igual de importante.

Gracias a los estiramientos podemos mantener los músculos flexibles y prepararlos para el movimiento, además de conseguir que estos músculos no se agarroten y así evitar acortamientos en ellos.  Estirar es la clave para aliviar tensiones en la zona trabajada. ¿Y cuándo debemos hacerlos?

Antes del entrenamiento

Si estiramos antes de entrenar no es para ganar flexibilidad si no para calentar los músculos, es decir, subir la temperatura de estos para evitar lesiones.

Deberíamos  hacer unos pequeños estiramientos globales, tanto del tren superior como del tren inferior  y suaves nunca intensos.  Puedes hacer estos estiramientos después de haber calentado en la elíptica, bici, cinta… Y que aproximadamente dure cada ejercicio entre 5 y 10 segundos.

Durante el entrenamiento

Puedes aprovechar los descansos entre series para hacer algún estiramiento. Recordad que nunca hay que forzar, ya que estos estiramientos no nos ayudaran a ganar flexibilidad, sino a que estos músculos no se agarroten.

Después del entrenamiento

Siempre debemos  estirar después de entrenar, pero dependiendo de la intensidad de tu entrenamiento haremos una sesión para desarrollar la flexibilidad o no.

Si hemos realizado una sesión de entrenamiento agotadora, deberíamos  hacer ejercicios suaves de los músculos que hayamos trabajado e irnos a casa. Esto se debe a que mis músculos estarán muy agotados y no es conveniente hacer una sesión de flexibilidad porque se pueden desagarrar.

En cambio si mi entrenamiento ha sido más “light” y mis músculos no están tan agotados, podemos aprovechar para hacer ejercicios para desarrollar la flexibilidad. Los ejercicios durarán entre 20-25seg y haremos más de una serie por ejercicio.

Podemos aprovechar el momento de estirar para relajarnos y reflexionar sobre nuestro entrenamiento.

En conclusión, los estiramientos son buenos para ganar flexibilidad pero dependiendo  en qué momento los realices trabajaras esta cualidad o no. Mi consejo es que por lo menos una vez en semana hagamos una sesión de estiramientos para desarrollar esta cualidad a parte de estirar siempre antes, durante y después del entrenamiento.

Virginia González Cantos 
virginia Gonzalez puerta toledo