La Palma, paraíso para los amantes del senderismo.

La Palma, Reserva Mundial de Biosfera de UNESCO, cuenta con casi 1.000 km de senderos en sus a penas 708 km2. Tiene un sendero europeo, el E7, 2 GR, 38 PR y 24 SL. Y todo ese con unos desniveles de vértigo, se pasa del nivel del mar a los 2.426 m en el Roque de los Muchachos en pocos kilómetros. Así, lo más recomendable para descubrir “la isla bonita” es el senderismo.

 

 

Siguiendo sus rutas descubrirás preciosas playas de arena negra, volcanes, frondosos bosques de laurisilva, observatorios astronómicos, mares de nubes… aunque también te enamorará la arquitectura colonial de sus pueblos, o las plantaciones de plataneras salpicadas de flores de pascua, y como no, la simpatía y amabilidad de sus gentes. Para abrir boca, vamos a empezar por recomendarte una de las rutas imprescindibles de La Palma, la de la Caldera de Taburiente. En próximas entregas, te contaremos también la de los Nacientes de Marcos y Cordero y el Bosque de los Tilos, o la ruta de los volcanes. ¡Empezamos!

 

Mirador de los Brecitos – Caldera de Taburiente – Cascada de colores.

 

 

El Parque Nacional de la Caldera de Taburiente se encuentra en el municipio de El Paso. Para disfrutar de toda su belleza y variedad paisajística se puede hacer una cómoda aunque larga ruta de unos 18 km. Para ello lo más recomendable es aparcar en el final de la ruta (acondicionada para ello) y allí coger uno de los taxis que te suben todo el desnivel hasta el Mirador de los Brecitos. Es un servicio muy habitual, con precio fijo por persona; según se van llenando los coches van subiendo, sin tener que esperar nunca demasiado.

 

En el primer tramo se va desde allí hasta una zona de acampada con un centro de servicios o refugio, a través de 6 km de pinar canario, barrancos, fuentes y miradores como el de Tagasaste, descendiendo después hasta el cauce del río Taburiente. Sendero sencillo y bien señalizado, siempre descendiendo o llaneando. El segundo nos llevará al Barranco de la Angustias, se inicia un intenso descenso denominado La Cuesta del Reventón, con las vistas dominadas por la presencia del Roque Idafe, espectaculares. Para visitar la Cascada de Colores habrás de abandonar por un momento el camino del Barranco (señalizado) y remontar el arroyo que nos lleva a la cascada, es posible que para entrar a verla tengas que descalzarte, ya que hay que mojarse para subir un pequeño tramo de un metro entre las rocas por las que desciende el agua, pero merece la pena, y a esas alturas tus pies lo agradecerán. De vuelta al camino terminarás el descenso por una cómoda senda a la orilla del río hasta llegar al aparcamiento.

 

 

Importante salir temprano, calcular bien las horas de luz. Ten en cuenta que los taxis del aparcamiento sólo suben hasta las 12 del medio día, y que su precio será de 20-25 € por persona. Y lleva agua y comida, la ruta te ocupará perfectamente toda la jornada.

 

María Villalón
Comunicación AltaFit Gym Club
Maria Villalon AltaFit

Lanzarote, destino ideal de turismo activo.

Las Islas Canarias tienen un clima privilegiado para la práctica deportiva en cualquier época del año, y Lanzarote no es una excepción. Lo sabemos nosotros, y lo saben gran cantidad de europeos que lo aprovechan para poder seguir practicando sus deportes favoritos también en invierno. 

Lanzarote es un paraíso para los amantes de las dos ruedas, el ciclismo en cualquiera de sus versiones, tanto de carretera como de montaña. Aquí encuentran un lugar tranquilo, con poco tráfico y rutas para todos los gustos. Aunque no es una isla con demasiados desniveles, sí que cuenta con algunos buenos puertos, como la subida desde Playa Blanca hasta Femes, o la que lleva desde la costa en Arrieta hasta Haría… Y como no, la subida al Mirador del Río…

En ciclismo de montaña también hay buenas rutas para realizar, ya que muchos tramos de sus carreteras son prácticamente pistas, contando también con gran número de kilómetros en pistas y senderos con gran diversidad de dificultades para todos los gustos y niveles. Se pueden hacer recorridos circulares muy interesantes de unos 40 km, como en la zona de los viñedos de La Geria y el Parque de los Volcanes de Timanfaya.

Pero también es posible coger un ferri hasta La Graciosa o Fuerteventura y pasar una jornada muy especial recorriendo estas islas de una manera diferente, parando para un baño en cualquiera de sus maravillosas playas. En los puertos de llegada hay una oferta variada para alquilar bicicletas con un coste de unos 10 € para todo el día.

Pero no es lo único, como es de imaginar, los deportes acuáticos tienen también muchos adeptos, como el buceo o el surf. En la costa de Famara y La Santa se reúnen, por sus buenas olas prácticamente garantizadas, surferos de todos los niveles, desde los que empiezan contratando un curso de iniciación, hasta los más expertos que esperan su ola perfecta en La Santa.

Tierra, mar… y aire. También disfrutan de sus vientos todo el año los amantes del ala-delta o el parapente, con muchas zonas para practicarlos, como en las laderas de Famara, aterrizando en después en la playa, en la zona de Mala, junto a la presa. En El Cuchillo, o en la zona del Mirador del Río hacia Orzola.

Y por supuesto, el running, el windsurfing, piragüismo, senderismo… Vamos, que no hay excusa para no hacer deporte si visitas Lanzarote, tenlo en cuenta e inclúyelo en tus planes al visitar esta preciosa isla volcánica.

 

María Villalón
Comunicación AltaFit Gym Club
Maria Villalon AltaFit

Visitamos los 6 Parques Nacionales de nuestras islas.

De los 15 Parques Nacionales que tenemos en España, 6 de ellos reconocen la riqueza de algunos de los ecosistemas de nuestras Islas.

Hace unas semanas hablábamos de los 7 Parques Nacionales recomendables para las vacaciones, y explicábamos que los Parques Nacionales se caracterizan por ser representativos de un ecosistema donde residen comunidades vegetales y animales relacionadas e interrelacionadas entre sí con interés científico. Nos quedamos con las ganas de centrarnos más en nuestras islas, y es que de los 15 Parques, 4 están en las Islas Canarias, 1 en las Islas Baleares, y el último en la Ría de Vigo, las Islas Cíes.

caldera de taburiente1. Parque Nacional de la Caldera de Taburiente.

El Parque Nacional de la Caldera de Taburiente, se caracteriza por ser un enorme circo de 8 km de diámetro con aspecto de caldera, donde múltiples erupciones volcánicas, grandes deslizamientos, la fuerza erosiva del agua y el tiempo han ido modelando su geomorfología, convirtiéndola en un escarpado paisaje con casi 2.000 m de desnivel.  En este medio se han desarrollado una gran variedad de especies vegetales y animales, que incluyen un gran número de endemismos canarios.

teide2. Parque Nacional de las Cañadas del Teide.

Es el mayor y más antiguo de los Parques canarios. Su extraordinario paisaje es un monumento geológico de los más espectaculares del mundo, en el que los conos volcánicos y las coladas de lava forman un extraordinario conjunto de colores y formas. No se puede olvidar su gran riqueza biológica, el extraordinario alto porcentaje de especies vegetales endémicas y la importancia en cuanto a número y exclusividad de su fauna invertebrada.

Volcanes_macizo_de_fuego_Timanfaya
3. Parque Nacional de Timanfaya.

De este lugar dicen que no es una tierra muerta, sino recién nacida. Aunque aparentemente desolados, estos abruptos paisajes han sido colonizados, principalmente, por el mundo vegetal. Predominan las tonalidades negras y rojizas de lapillis y arenas y las obscuras de las lavas basálticas, todo ello salpicado de manchas de diferentes colores pertenecientes a las numerosas especies liquénicas. No se puede olvidar su riqueza biológica y el gran número de endemismos vegetales y animales.

4. Parque Nacional de las Islas Atlánticas.

Desde la ría de Arousa hasta la de Vigo se encadenan estas islas, emergiendo del océano y embelleciendo el paisaje marino con la magia de sus acantilados. En sus entrañas, en el fondo del mar, se guardan las más preciadas riquezas ecológicas de este Parque Nacional, custodiadas por los cañones de los antiguos buques aquí hundidos. Los acantilados, los matorrales, las dunas y las playas, así como los distintos fondos marinos (de roca, de arena, de concha…) crean un gran mosaico de ecosistemas en estas islas y las aguas que los rodean.


La cabrera 5.
Parque Nacional de Archipiélago de La Cabrera.

Montañeros, naturalistas, científicos y turistas han ido cantado en los últimos siglos las excelencias naturales y paisajísticas que alberga este soberbio rincón de los Pirineos, un paraje donde las formas de vida y la hermosura se han recluido en calidad y en cantidad, hasta el punto de llegar a adquirir grandes proporciones. Domina su orografía el macizo de Monte Perdido (3.355 m), con las cimas de las Tres Sorores, desde donde derivan los valles de Ordesa, Pineta, Añisclo y Escuaín.

garajonay6. Parque Nacional de Garajonay.

La laurisilva canaria, un ecosistema relicto del Terciario desaparecido del continente como consecuencia de los cambios climáticos del Cuaternario, encuentra refugio en la zona de nieblas de las islas Canarias. Garajonay es en la actualidad la muestra mejor conservada de este ecosistema, albergando más de la mitad de los bosques maduros de laurisilva del Archipiélago. Otros valores del Parque Nacional son la diversidad de tipos de formaciones vegetales, el gran número de especies endémicas y la existencia de espectaculares monumentos geológicos, como los Roques.

Todos estos Parques ofrecen grandes posibilidades para realizar trekking, ya que cuentan con senderos de distintas dificultades para todos, con la posibilidad también de hacer deportes marítimos o submarinismo, o simplemente refrescarse y descansar en alguna de sus playas. ¡¡Una gran combinación!!

María Villalón
Comunicación AltaFit Gym Club
Maria Villalon AltaFit