En mayo vuelve el Tenerife Walking Festival 2018

Del 22 al 26 de mayo se celebrará el Tenerife Walking Festival, cita ineludible para los senderistas de toda Europa, que suelen acudir a la cita.

 

Una veintena de rutas y actividades complementarias componen la oferta del programa organizado por el Cabildo Insular de Tenerife. Rutas costeras, volcánicas y rutas verdes. Para poder disfrutar de la gran variedad que compone la isla.

El Puerto de la Cruz será el epicentro del Festival. Punto de reunión y celebración de todas las actividades complementarias e incluso con dos rutas urbanas para realizar por sus calles.

Este año, el Tenerife Walking Festivalse ha marcado como uno de sus objetivos el compromiso “huella cero” con el medio ambiente. Se va a realizar un cálculo de la huella de emisiones del Festival, que efectuará la empresa AGRESTA. Con estos datos es posible plantearse medidas que redunden en la reducción de emisiones de CO2 en futuros eventos, así como de compensación de la huella mediante la plantación de especies forestales autóctonas en la isla. 

5 Rutas costeras.

Tenerife está rodeada de mar, y la variedad de senderos que transitan paralelos a la costa es amplísima. Ofrecen estimulantes vistas del océano y de otras islas, y en especial un atractivo irresistible: lustrosas puestas de sol. Son perfectos para disfrutar de los originales y salvajes paisajes de costa isleña.

12 Rutas volcánicas.

Quizá no vayas a ver un cono humeante a punto de expulsar lava (la última erupción volcánica de Tenerife ocurrió en 1909) pero a cambio pasarás por entornos de vívida inspiración marciana, como el Parque Nacional del Teide. Tenerife es una suerte de Arca de Noé del vulcanismo. Un rinconcito del planeta que aglutina todas las manifestaciones conocidas de este fenómeno..

5 Rutas verdes.

Hay dos maneras de llover: de arriba a abajo (lo habitual en el resto del planeta), y en horizontal (marca de la casa en la isla). Las montañas de la cara norte frenan las nubes arrastradas por los vientos alisios. Las hojas de los árboles se empapan de agua, que gota a gota cae sobre el terreno. Y eso explica las vastas superficies de frondosos montes propias de las zonas altas de Tenerife.

El coste de la inscripción es de 30 €, pero no incluye las rutas, que tienen coste, siendo obligatorio apuntarse a, al menos, 3 de ellas. Eso sí, los inscritos disfrutarán de descuentos en comercios y hostelería del Puerto de la Cruz, e incluso en los billetes de avión con Iberia.
 
María Villalón
Comunicación AltaFit Gym Club

María Villalón

Senderismo en Tenerife: Barranco del infierno

El Barranco del infierno, Reserva Natural Especial, se sitúa en el sur de la isla, en Adeje. En 2015 fue reabierto después de estar casi 7 años cerrado por el fallecimiento de algunos visitantes por desprendimientos.

 

Es por este motivo que desde entonces se han implementado varias medidas de seguridad, como la obligatoriedad de llevar casco (que se entrega a la entrada en el centro de visitantes), y firmar un descargo de responsabilidad, entre otras. El acceso está limitado a 300 personas al día y es necesario pagar una tasa de 8 € para adultos para poder acceder. Si no te quieres quedar fuera, o tener que esperar, es muy recomendable reservar previamente en la web del Barranco del infierno.

Ruta del Barranco del Infierno. Adeje.

La ruta no es demasiado larga, 6,5 km entre ida y vuelta (se hace por el mismo camino). Y tampoco reviste dificultad, es apta para todos los públicos y niveles. Eso sí, por el peligro de desprendimientos hay que hacer caso a los vigilantes, que en caso de cambio en las condiciones meteorológicas podrían ordenar el cierre, y llevar el casco puesto en todo momento. 

El inicio de la ruta es más agreste, discurre siguiendo una canalización de agua y ganando ligeramente altura, hasta que a unos dos kilómetros cruzaremos un puente de mampostería. Desde aquí el agua empieza a ganar protagonismo y la vegetación a ser más abundante.

A lo largo de la ruta están señalizados distintos miradores en los que encontrarás explicaciones sobre la gran diversidad y riqueza de flora y fauna existente. De mirador en mirador, de foto en foto, terminaremos llegando a una imponente cascada de unos 200 metros cayendo de una larga pared vertical. Sin duda el esfuerzo ha merecido la pena. Tras disfrutar de su calma y el ruido del agua al caer, toca la vuelta por el mismo camino hasta el centro de visitantes.

Esta ruta no te dejará indiferente, las vistas sobre la costa de Adeje seguro que te animan a terminar después del esfuerzo dándote un baño en alguna de sus playas. ¡Que lo disfrutes!

 

María Villalón
Comunicación AltaFit Gym Club

María Villalón

Senderismo en Tenerife: Cañadas del Teide

El Parque Nacional de las Cañadas del Teide, de 13.571 hectáreas de extensión, se sitúa en la base del pico, a partir de los 2.000 metros de altura. Geológicamente y paisajísticamente es de un valor incalculable; su variedad de rocas, formas y colores te produce una sensación emocionante y conmovedora.

 

Las Cañadas del Teide forman una gigantesca Caldera de unos 17 km de diámetro sobre la que se asienta el Pico del Teide, de 3.718 metros, que supone la mayor altura de España y el tercer volcán más alto del mundo. Originariamente era más alto, pero por su peso el pico se hundió, creando esta base de paisajes espectaculares a unos 2.000 metros de altura, presididos por su cima.

El circo de Las Cañadas está formado por dos semicalderas separadas entre sí por una alineación rocosa: los Roques de García. Precisamente te vamos a proponer una pequeña ruta circular de unos 5 km nada más, a estos roques:

Ruta de los Roques de García. Cañadas del Teide.

Uno de los emblemas de los Roques de García, es el Dedo de Dios o Roque Cinchado, ‘un roque’ que se alza en equilibrio desafiando la gravedad con un telón de fondo incomparable, el Teide. Conocido por todos por haber protagonizado la imagen de los billetes de 1.000 pesetas. Este roque es el principal protagonista del sendero número 3  que te proponemos. Parte del mirador de la Ruleta, en el aparcamiento frente al Parador de Turismo.

Empezaremos a andar junto al famoso roque, dejándole a nuestra izquierda, con el Teide al frente, y siguiendo una senda perfectamente trazada y balizada sin posibilidad de pérdida. Disfrutaremos a cada paso de las curiosas formaciones de los roques, formados por diversos materiales volcánicos, y de la particular vegetación del Parque Nacional marcada por las extremas condiciones del medio.

Más adelante el camino dará un giro a la izquierda (a la derecha queda una senda que sube al Pico Viejo), permitiendo disfrutar de las vistas hacia el Llano de Ucanca. Desde ahí ligero descenso hasta llegar a la base de las formaciones conocidas como la Catedral desde donde quedaremos impresionados con las vistas del Llano, muy cerca de la última subida de vuelta al punto de partida.

La ruta es corta, bien señalizada, y salvo la última subida de vuelta al mirador de la Ruleta, que no es muy larga, con muy poca dificultad. Perfecta para todos los niveles físicos y todas las edades. Las vistas a lo largo de toda ella son espectaculares.

Al hacer esta ruta no sabrás si estás en los desfiladeros de las películas del oeste, o si te has hecho un viaje espacial a Marte… En cualquier caso, sencillamente, ¡no te la pierdas!

 

María Villalón
Comunicación AltaFit Gym Club

María Villalón