Viaje al mundo del té. ¿Te apuntas?

El té es una bebida que aporta vitaminas, minerales y antioxidantes. Una bebida sana y natural que podemos incorporar a cualquier dieta ya que es baja en contenido calórico, y se puede tomar frío o caliente, tanto en verano como en invierno.

Los polifenoles del té son antioxidantes, protegen al organismo frente al envejecimiento celular contribuyendo a regular los niveles de colesterol y ayudando al cuerpo a absorber menos grasa. Protege al organismo de las sustancias oxidantes y los radicales libres, favoreciendo la hidratación de la piel. Su contenido en flúor previene la formación de caries y la vitamina C ayuda a combatir infecciones y fortalece el sistema inmunitario.

Existen muchos tipos de té, según la variedad de la planta, las hojas que se utilicen, y si sufren proceso de oxidación en su elaboración o no.

te 2El té blanco y el té verde son bajos en teína y los que más antioxidantes tienen. El blanco es dulzón y afrutado, tiene un sabor más delicado. El verde tiene un sabor más vegetal, más herbal.

El té azul (oolong) es depurativo y más bajo en teína que el negro, su sabor es más tostado y con notas a fruta madura (sufre oxidación en su elaboración). Una buena opción para las tardes.

El té rojo es adelgazante, ayuda a las digestiones y bajo en teína, ideal para después de las comidas. Su sabor es algo más terroso.

El té negro es energizante y estimulante ya que es el que más teína contiene. Menos antioxidante que el verde o el blanco, pero aún así contiene entre cuatro o cinco veces más que un zumo de naranja.

En cuanto a cómo preparar un buen té, tendremos que tener en cuenta la temperatura del agua y el tiempo de infusión. El agua no tiene que hervir para ninguno de ellos, los que más temperatura necesitan son el rojo y el negro, 95º. El agua para el té azul debe estar a unos 80º, y para el verde o el blanco a unos 70º. La duración de la infusión será de un máximo de tres minutos salvo para el negro que puede estar de cuatro a cinco minutos.

Un truco para desteinar el . La teína se disuelve muy rápidamente en el agua caliente, en los primeros treinta o cuarenta segundos de la infusión. Si queremos eliminarla sólo tendremos que tirar ese agua, y volver a poner el mismo té de nuevo en agua limpia, con lo que habremos eliminado la mayor cantidad presente en nuestra infusión.

Si después de este acercamiento al mundo del té os quedáis con ganas de más, Tea Shop organiza talleres y catas a lo largo de todo el año para que podáis adentraros más en las características y cualidades del té y otras infusiones.

María Villalón
Comunicación AltaFit Gym Club
Maria Villalon AltaFit